¿Piensas que la lencería de uso exterior de te podría ver Vulgar?

La lenceria puede ser vulgar


¿Me veré vulgar con esa lencería? Es una de las interrogantes que suelen tener algunas chicas a la hora de comprar. Incluso esto puede hacer que archiven su decisión de querer lucirla, o si lo hacen no disfrutarla del todo. A ver, vamos por pasos.  

 

¿Qué significa ser vulgar? 

Todo aquello que es común. Que no posee ningún rasgo original o especial. La persona vulgar es alguien que carece de educación o es mediocre y, no se sabe comportar en público o no posee buenos modales. Teniendo este concepto más claro, es muy difícil saber si a una persona le falta o le sobra educación, sólo viendo su ropa. Quien tú eres va mucho más allá. De hecho, juzgar alguien solo por su apariencia física y forma de vestir podría ser considerado una vulgaridad. 


También te puede interesar ¿Regalar Lenceria?


Algo que sin duda esta satanizado y sexualizado en Latinoamérica son los pezones femeninos, los cuales tratamos de esconder a toda costa porque no queremos vernos “vulgares”, recibir miradas incomodas o que nos etiqueten de forma despectiva por mostrarlos. 


Veamos



Ella es Rihanna, una mujer con una larga y exitosa trayectoria musical de talla mundial, empresaria y nueva billonaria según la revista Forbes. En noviembre del 2021 fue nombrada “Héroe nacional” de su natal barbados, en una importante ceremonia formal en la cual estuvieron presentes las autoridades más importantes de su país y personajes como el príncipe Carlos.  

No hace falta ser seguidor y súper fans de Rihanna para intuir que definitivamente no es una persona sin educación. 

Se desenvuelve en el mundo del entretenimiento, y sus empresas están relacionadas con la moda. ¿Será que sabe cómo vestirse?  

A lo largo de su carrera ha demostrado ser una mujer independiente y segura. Es muy poco probable que se haya vestido así para tratar de seducir a alguno de los presentes. Considerar a Rihanna mediocre, sin educación, provocadora o simplemente vulgar sólo por la elección de su ropa, no tendría mucho sentido, como tampoco lo tiene opinar sobre su cuerpo.  




Quizás pienses: “A ella se lo permiten porque es rica y famosa, yo no podría”. TU eres la protagonista de tu historia. Si decidiste usar lencería, mini falda, camisa, o lo que sea que hayas elegido para salir a la calle es porque te sentiste cómoda. Cómo las demás personas perciban tu atuendo no significa que haya algo malo en ti, complacer a la sociedad es algo muy complejo y poco saludable. 

Salirse del molde en un mundo tan globalizado, donde hoy día en Rusia se desayuna lo mismo que en Colombia y con el fast fashión todas las mujeres parecemos uniformadas, se siente muy bien. Ser diferente y proyectar seguridad también lo es. La ropa que quieras usar no te resta méritos. 


La raíz de todo

En el siglo XIX con la aparición de la lencería, las primeras mujeres en usarla fueron las mujeres solteras y trabajadoras de bares. En las mujeres casadas y de la alta sociedad no era popular. 


¿Por qué?  

Las mujeres solteras eran libres de decidir sobre su vestimenta Las casadas de la época no la usaban por elección de sus esposos, de allí surgió la creencia que la lencería era para mujeres “fáciles”, mito que años después se ha ido desmoronando, pues hoy día las mujeres tenemos más poder de decisión sobre nuestras vidas. El uso de la lencería se extendió entre todas las clases sociales.  

En pleno XXI se ha extendió tanto su uso que es considerada una categoría dentro de la moda exterior. Algunas personas de forma errónea sólo lo asocian con lugares nocturnos, o para un solo tipo de mujer.  

 

Hace poco escuche a una profesora universitaria decir; 

– “Me encanta la lencería, pero no se me ocurriría venir al trabajo con ella, más allá de mis bralettes debajo de mi ropa, pues mis alumnos no me respetarían o reflejaría la misma autoridad y eso no está bien”.  

Lo que me hizo pensar ¿Qué clase de alumnos atenderá ella? Quise pensar que eran jóvenes de bien y lo que sucedía es que ella pensaba que ir a trabajar en lencería se vería como algo así:  



Incluir lencería a tus looks, no es sinónimo de mostrar piel, o usar poca ropa. La lencería la puedes incluir en todos los estilos: formales, causales, deportivos y lo mejor es que puedes adaptarlos a tu estilo, y también puede verse así: 


También te puede interesar: 7 Beneficios de usar Lencería

 

Entonces ¿Cómo hago para no verme vulgar con mi lencería?:  

  • No considerarte una persona vulgar.  

  • Dejando a un lado las opiniones de los demás y vestirte con lo que te gusta. 

  •  Eligiendo los complementos que te hagan sentir más cómoda y se ajusten más a mi estilo y al momento.

  • (Jeans, faldas, short, vestidos, zapatos)  

  • Recordar que la ropa te ayuda a expresar tu personalidad y limitarte a no usar prendas que te gustan por suponer lo que piensen otras personas de ti no es sano.  

  • Recordar que lo que piensen algunas personas de ti no te define.  

  • Trabajar en tus inseguridades. 

  • Utilizar lencería de KUWAI

siguenos en las redes sociales

compra ahora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

This site uses cookies to offer you a better browsing experience. By browsing this website, you agree to our use of cookies.